Yuyaykuna

First-hand inspiration

Empieza a observar

Economía


1 observaciones

El Chiringuito

Villarmentero de Campos
27.11.16
Las macedonias no suelen ser un buen plato a sugerir en el mundo del branding, aunque se sirven demasiado en bandeja de plata. Si fuera por el cliente, siempre elegiría todo con un poco de todo, acompañado de todo.

Esta fórmula tan extendida en el mundo de los negocios, llevó a Jesús María Burgos a abrir un albergue, en medio de la inmensa Castilla, hace ya más de 10 años. Lo que para muchos sería un “harakiri” directo al alma, para él fue una decisión, consciente o no, estratégica. ¿Qué tipo de albergue debería montar en un pueblo que suele tener más peregrinos que pueblerinos, ubicado en una zona de Palencia que las guías califican de muy dura?

La respuesta es... un albergue de lujo. Lujo por todo lo bajo! Hoy en día, el lujo no reluce con oro y diamantes. El lujo no se compra, se vive. Se vive con experiencias irrepetibles al alcance de pocos atrevidos.

Las marcas buscan emocionar a la gente para captar su atención y su bolsillo. Aunque este albergue no deje de tener las necesidades básicas que tiene cualquier otro albergue, y disponga de literas, paredes y electricidad, su “hero service” son herramientas hippies, que por su simplicidad, atraen la curiosidad de miles de peregrinos que deciden poner a prueba su fuerza de voluntad, para ver cumplido un sueño de infancia y tacharlo definitivamente de su lista.

Así que ya sabes, si quieres pagar poco por recibir mucho, ésta es tu parada. Jesús te estará esperando con la puerta abierta, sin horarios de entrada ni de salida. 100% libertad, sin edulcorantes.